[Especial San Valentín] Las mejores y peores parejas de los videojuegos

Tiempo estimado de lectura: 8minutos, 36segundos

Hoy es 14 de febrero y el amor se respira en Cinebooom, es por eso que queríamos traerles un listado de algunas de las mejores parejas de los videojuegos. También hemos incluido las que son también de las peores parejas, para que vean que también pensamos en los solteros (o amargados) de ahí afuera.


Max y Chloe (Life is Strange)

En muchos juegos las relaciones románticas son escritas en la historia y no es opcional tenerlas. En Life is Strange tus decisiones importan, tanto así que tu interés romántico es, justamente, tu interés romántico. Max y Chloe son amigas de la infancia que se separaron cuando la primera abandona la ciudad donde se criaron, Arcadia Bay.

Lo interesante de su relación es como se va formando a través de tus decisiones en el juego. No es necesario que terminen juntas, e incluso si no lo hacen, seguirán siendo mejores amigas. Cada momento juntas es muy natural, por lo que su relación lo es también. Si bien Max también puede optar por Warren como interés romántico, su comportamiento es un poco… desagradable, por lo que Chloe parece ser la mejor opción.


Diddy Kong y Dixie Kong (Donkey Kong Country 2 Diddy’s Kong Quest) 

A diferencia de muchas relaciones románticas en los juegos, esta no se presenta con el clásico concepto «hombre-rescata-mujer-en-peligro», sino que ambos trabajan juntos para rescatar a Donkey Kong, el tío de Diddy, con un poderío muy similar (Diddy puede correr más rápido, pero Dixie salta más), ambos siendo personajes jugables.

En el contexto temporal en que Donkey Kong Country 2 salió a la venta (1995) era novedoso y refrescante ver una relación de iguales. Y no, no son parientes.


Max Payne y Mona Sax (Max Payne 1 y 2)

Quizás esto es estirar un poco el término «pareja», pero su relación es digna de comentar. Max es un detective con un trágico pasado y Mona es una asesina a sueldo, y se conocen apuntando sus pistolas al otro, lo que se convierte en una forma común de encontrarse. Se presume muerta al final del primer juego, pero aparece en el segundo como sospechosa de un caso que Max investiga. Convenido de su inocencia, trabajan juntos, pero finalmente se descubre que Mona fue contratada para asesinar al detective.

Incapaz de hacerlo por su pasado, no tira del gatillo y es asesinada como consecuencia. Un mensaje puede ser encontrado en una máquina contestadora donde admite no poder hacerlo por estar enamorada de Max Payne. No es una historia de amor tradicional, pero si un pequeño rayo de luz en un mundo tan oscuro como el de la saga de Max Payne.


Ellie y Riley (The Last Of Us: Left Behind)

Entenderte a ti mismo durante la adolescencia es difícil, los cambios de humor, de tu cuerpo, comprender tus sentimientos… Ahora, imagina esto mismo en un mundo postapocalíptico lleno de zombies. Similar a Life is Strange, ambas son amigas de la infancia que se vieron separadas. Al reencontrarse, retoman su amistad como si nada.

En un momento del juego comparten un beso, muy tímido y adolescente. Esta relación es importante porque, en su contexto de un mundo oscuro y terrible, no está ligada bajo ninguna etiqueta: aquí no hablamos de su sexualidad, solo hablamos de amor: Ellie y Riley se aman y punto.


Link y Midna (The Legend of Zelda: Twilight Princess)

Ok, ok. Se que la pareja tradicional son Link y Zelda, pero la química entre el Héroe Elegido Por Los Dioses y la Princesa Twili es innegable. A diferencia de Zelda, Midna habla, tiene una personalidad clara e interesante y, además, escapa de la lógica de «Damisela en Peligro», siendo ella quien rescata a Link.

Claro que la forma en que Midna se ve en gran parte de Twilight Princess hace difícil la idea de un romance, se puede ver que aquí hay mucha más magia que con la Princesa Zelda.


Nathan Dranke y Elena Fisher (Saga Uncharted)

Aquí la magia nace detrás de las cámaras, con Nolan North y Emily Rose, sus actores de voz, demostrando una gran conexión, por lo que es normal que todo se sienta natural y real. La relación entre Nathan y Elena se mantiene equilibrada, aunque si nuestro personaje principal debe rescatar a su amada de vez en cuando, ella es un personaje independiente con la capacidad de sobrevivir por si misma. 

Elena realmente ama a Nathan, y con la aparición de Chloe en Uncharted 2 se temía que la periodista no aparecería más, pero solo ayudó a reafirmar más su relación. Si bien el hecho de ver a Nathan mintiéndole gran parte de Uncharted 4 fue una mala decisión por parte de sus desarrolladores, su amor perdura.


Altaïr Ibn-La’Ahad y Maria Thorpe (Saga Assassin’s Creed)

La relación entre Altair y Maria es violenta en sus primeros encuentros, pero también absurda. El asesino le perdona la vida a la mujer templaria en varias ocasiones siendo enemigos, y al mismo tiempo Maria decide traicionar sus creencias con la Orden Templaria para asistir a Altair en sus planes.

Es casi como si Ubisoft hubiese notado a semanas de lanzar Assassin’s Creed II que el asesino sirio necesitaba dejar herencia para poder tener algún sentido la conexión con Desmond, ignorando que Altair es prácticamente un monje, una ocupación totalmente célibe.


Mario y Peach [y Bowser] (Saga Mario)

Es una relación emblemática, pero jamás será una relación perfecta. Mario pasa cada entrega de sus juegos rescatando a la Princesa Peach, pero ella jamás muestra ningún interés real en el fontanero italiano, lo que nos lleva a la pregunta lógica: ¿y si Peach no está siendo secuestrada por Bowser, sino escapando?

Bowser tampoco es con quien Peach quiere pasar sus días, y su obsesión por secuestrar a la princesa ha sido llevada a un extremo terrible en Super Mario Odyssey, que saldrá este año para la Nintendo Switch, mostrando como el enemigo de Mario está forzando a la princesa a casarse con él. Peach puede buscarse algo mejor, claro está…


Link y Zelda (Saga The Legend of Zelda)

Link y Zelda son la pareja predilecta en cada The Legend of Zelda, pero su falta de química (e interacciones, de hecho) hacen difícil creerse esta relación. Zelda necesita ser rescatada en casi todos los juegos, teniendo un vínculo muy poco balanceado, encontrándose por una misión del destino y teniendo poco tiempo para realmente conocerse.

Sus avatares se siguen encontrando reencarnación tras reencarnación, y la única excepción en cual realmente existe una química es en Skyward Sword, donde han vivido juntos toda su vida y se les ve realmente como una pareja, pero una flor no hace primavera y habrá que ver como es su relación en Breath Of The Wild, la que en principio se ve mucho más cercana que en títulos previos.


Dante y Trish (saga Devil May Cry)

Otra vez se abusa un poco del término «pareja», pero es que cada representación femenina en Devil May Cry se aleja de ser un personaje y es más un objeto sexualizado sin argumento ni dimensiones. Trish y Dante no son una pareja como tal, pero se da indicios de esto cuando realmente no existe mucha interacción entre ellos.

Lo más preocupante de esto es el parecido de Trish con Eva, la madre de Dante. ¿Edipo quién?


Sonic y Princesa Elise (Sonic the Hedgehog 2006)

No. No. NO. En uno de los peores errores de la historia de los videojuegos, Sonic, el erizo azul antropomorfo, tuvo una relación con tintes románticos con una humana. ¿Por qué? Quien sabe. El argumento de aquel juego ya era bastante forzado, y ver a gente con proporciones reales mezclados con los extraños y cabezones erizos ya era suficientemente incómodo.

Pero cuando en una de las escenas finales, la princesa besa a Sonic para revivirlo (¿por qué? de nuevo porque sí), todo se hace demasiado incómodo, casi tan incómodo como el fanfiction que rodea al universo de Sonic. ¿No me creen? Busquen el video, está por ahí, pero no tengo el valor suficiente para insertarlo aquí.


Bonus Track 1: Geralt, Triss y Yennefer (Saga The Witcher)

Aquí es casi cosa de gustos, por lo que estas relaciones está en un punto medio entre buena y mala. La relación entre Geralt y Yennefer es la canon, y la más aceptada a través de las novelas y quienes siguen la historia con más detención. El problema es que otros ven que Geralt hace mucho por Yennefer quien no es realmente reciproca con sus sentimientos, si es que incluso los tiene.

Triss, por otra parte, realmente ama a Geralt. Se ve así y se siente así, aunque oficialmente Geralt no siente lo mismo por la pelirroja, a ella le importa mucho el bienestar del brujo/cazador. La decisión está en tus manos, de todas formas, y en The Witcher III puedes elegir si pasar tu vida con Triss o Yennefer.


Bonus Track 2: Chell y el Cubo de Compañía (Portal y Portal 2)

Todos amamos al Cubo de Compañía. Lamentamos su desenlace en Portal y nos alegró su regresó en Portal 2. Quizás la única persona que amó mas al cubo que nosotros es Rat Man, pero es historia para otro día. GLaDOS confirma que los cubos tienen sentimientos (aunque podría ser solo para molestarte), por lo que la corta y fugaz historia de amor entre Chell y el Cubo de Compañía es aun más trágica.

Algo importante para tener en cuenta: el Centro de Desarrollo te recuerda que el Cubo no puede hablar. En el caso de que el Cubo hablara, el Centro de Desarrollo se sugiere no hacer caso a sus consejos.


¿A quiénes habrías agregado tu? ¿Cuáles son tus parejas favoritas de los videojuegos?

 

¡Somos una explosión de ñoñismo! Hablamos de cine, libros, juegos, series y todo lo que a ti te pueda interesar. Te invitamos a participar con nosotros para que la explosión siga creciendo!! #MeGustaCinebooom

Sin comentarios

Deja un comentario

PLANETA

CONOCE LAS PELÍCULAS DE DISNEY+

ESCAPE TALES: SIN MEMORIA

Infórmate día a día

¡Suscríbete y recibe toda nuestra información en tu correo!

Únete a otros 19.650 suscriptores

ESCAPE TALES: EL DESPERTAR